Actualidad Castelar | Salud | crimen

Castelar: trasladan al Pity Álvarez a un centro terapéutico

El cantante fue llevado desde el penal federal de Ezeiza donde se encontraba acusado de cometer un crimen de homicidio a un centro terapéutico de Castelar.

Christian "Pity" Álvarez se encontraba preso desde 2018 en Ezeiza luego que fuera acusado de asesinar a balazos a un vecino en Villa Lugano. Se decidió trasladarlo al centro de Castelar para continuar con un tratamiento psiquiátrico.

Desde abril que la defensa del cantante estaba pidiendo su sobreseimiento y que continúe un tratamiento en una clínica psiquiátrica, debido a que en base a los peritajes a los que fue sometido, el acusado no podía estar en juicio, ni comprender la criminalidad de sus actos por el estado de salud mental.

Finalmente, Álvarez fue trasladado al centro de salud de Castelar luego de estar desde el hecho alojado en la sede del Programa Interministerial de Salud Mental Argentino (Prisma), del Complejo Penitenciario de Ezeiza.

terramalal

Las personas cercanas al cantante acusan también que dentro del penal el estado del acusado empeoro. También el implicado contrajo coronavirus hace algunos meses y estuvo internado en la terapia intensiva del hospital Muñiz, del barrio de Parque Patricios.

El crimen que llevó a la detención del excantante de Viejas Locas sucedió el 12 de julio de 2018 en la puerta de acceso a la Torre 12 B del barrio Samoré, en Dellepiane Sur y avenida Escalada, en Villa Lugano. En ese lugar, el Pity estaba con su novia y se encontró con Cristian Diaz con quien comenzó a discutir.

image.png
Tras 3 años detenido en espera del juicio, el Pity Álvarez se encuentra en una institución de salud mental de Castelar

Tras 3 años detenido en espera del juicio, el Pity Álvarez se encuentra en una institución de salud mental de Castelar

La pelea continuo aumentando su tono hasta que Álvarez sacó una pistola calibre 25 y disparo cuatro veces contra Diaz. Luego de esto, junto a su pareja se dirigieron al boliche Pinar de Rocha en Ramos Mejía después de deshacerse del arma en una alcantarilla de la colectora de Dellepiane Sur.

Luego del crimen, Álvarez estuvo casi un día prófugo hasta que se entregó en la comisaría 52, único momento en el que se refirió al crimen cuando le dijo a la prensa: "Lo maté porque era él o yo. Y creo que cualquier animal haría lo mismo".