Deportes Morón | Club Deportivo Morón | Copa Argentina

Morón: el NFU recibirá varios partidos de la Copa Argentina

La casa del Deportivo Morón, el Nuevo Francisco Urbano, va a albergar a varias llaves de la Copa Argentina durante este año y ya se conoce la primera de ellas.

Luego de una reunión a la que acudieron el intendente de Morón, Lucas Ghi, el titular de la Agencia de Prevención de la Violencia en el Deporte (A.Pre.Vi.De) , Eduardo Aparicio, y autoridades del Club Deportivo Morón, se arribó a un acuerdo para que el Nuevo Francisco Urbano reciba a varios partidos de la Copa Argentina durante 2023.

El primero de esos encuentros se va a llevar a cabo el próximo miércoles 8 de febrero a las 21:15 horas (por ahora) entre una institución local como Centro Español, que hace de local en el estadio del Club Social y Deportivo Liniers (San Justo) pero que su sede social se encuentra en la localidad de Villa Sarmiento, y Tigre.

image.png
El Nuevo Francisco Urbano de Deportivo Morón.

El Nuevo Francisco Urbano de Deportivo Morón.

A su vez, tanto el vicepresidente primero, Juan Carlos Pini, como el secretario, Gastón Capurro, del Gallo coincidieron al afirmar que "esta designación como sede nos permite hacernos de recursos que seguiremos volcando para nuestro crecimiento constante".

FV JULIO EPU
LA PERLA LARGO

"Esta valoración no hace más que ratificar el compromiso para seguir trabajando detrás de un único objetivo, que es que vuelva la familia a disfrutar de los espectáculos que tendrán lugar en la cancha de Morón", sentenció el jefe comunal después del encuentro.

image.png

El NFU fue inaugurado el 26 de julio de 2013 y actualmente tiene una capacidad de 32.350 espectadores, si se cuentan los palcos y las cabinas de prensa: 11 mil personas en la tribuna visitante y la misma cantidad en la local, 4.500 sentadas en la platea oficial y 5.500 en la general. Está ubicado justo en el límite con la ciudad de Castelar.

El predio contiene más de cuatro hectáreas y se localiza en la Avenida Hipólito Yrigoyen al 1600, donde funcionó la fábrica Textil Castelar. La construcción del estadio duró poco más de un año.