Actualidad Oeste | Isidro Casanova | Mariano Acosta

Oeste: liberaron a 19 cardenales amarillos rescatados

Estas aves permanecían cautivas por una red de tráfico ilegal que operaba en tres localidades del Oeste, pero ahora volvieron a su hábitat natural.

La Brigada de Control Ambiental (BCA) del Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible de la Nación anunció que en los últimos días pudo liberar a unos 19 ejemplares de cardenal amarillo (Gubernatrix Cristata) en el sur de la provincia de Buenos Aires luego de haberlos rescatados a principios de este año de una red de tráfico ilegal que operaba en tres localidades del Oeste.

Estas aves eran retenidas en Isidro Casanova, Merlo y Mariano Acosta, donde tres domicilios fueron allanados junto a otros 13 para finalmente rescatar a alrededor de 600 animales de diferentes especies que se encontraban en un "estado calamitoso", por lo cual también se detuvo a un total de 15 personas.

image.png
Los cardenales amarillos rescatados en el Oeste.

Los cardenales amarillos rescatados en el Oeste.

Todas ellas fueron derivadas a centros de conservación y posteriormente curadas en colaboración con la Fundación Temaikèn y otras carteras de los gobiernos bonaerense y nacional, quienes además las sometieron a un análisis genético para contar con información sobre su población de origen, lo que garantiza que su liberación se realice en correspondencia con su área biogeográfica.

FV JULIO EPU
LA PERLA LARGO

El cardenal amarillo es una especie en peligro de extinción y se encuentra amparada por el artículo 20 de la Ley de Conservación de la Fauna debido a que se estima que en la vida silvestre solo quedan 2 mil ejemplares adultos a nivel mundial. A su vez, es en Argentina donde se encuentran los mayores grupos.

image.png

Otros de los animales rescatados en su momento fueron cardenales de copete rojo, pepitero, corbatita, reina mora, piquito de oro, brasita de fuego, loro de frente roja, loro hablador, rey del bosque y siete vestidos, tortugas de tierra, víboras y felinos ya muertos, todos puestos en diminutas jaulas, sin agua y con garrapatas. Además, los agentes secuestraron un buen número de armas largas y cortas y gran cantidad de elementos de arte para la caza.