Sociedad | Tren Sarmiento | Castelar | estación

Tren Sarmiento: 15 años sin el diferencial a Puerto Madero

Un día como hoy, pero de 2008, el ramal del Tren Sarmiento que unía Castelar con Puerto Madero llegaba a su fin en medio de su auge. Recordá su breve historia.

Un 1 de diciembre, pero de 2008, la empresa concesionaria Trenes de Buenos Aires (TBA) anunció la suspensión "momentánea" del servicio diferencial del Tren Sarmiento al barrio porteño de Puerto Madero, el cual partía desde la estación de la localidad de Castelar, al norte del partido de Morón, sin saber que ese sería el cierre definitivo del ramal.

Antes de ahondar en su interesante historia, conviene recordar que en el siglo pasado existió un antecedente entre mediados de 1949 y el 31 de diciembre de 1950, cuando una formación de dos vagones de madera partía en la entonces 1 de Marzo (actual Once) y terminaba en Caballito. Sin embargo, fue cancelado porque el humo de las locomotoras asfixiaba a los trabajadores cuando pasaba por el túnel "1912".

Tren de pasajeros FC Sarmiento vía túnel del FCO (1949)

Yendo al servicio de TBA, el primer viaje de este trayecto se realizó el 20 de octubre de 1997, con una unidad de dos coches motores livianos traídos desde España. El material rodante consistía en un conjunto de triplas de la marca CAF, originaria del País Vasco, y otro fabricado en la provincia de Córdoba, cuyos niveles de seguridad "estaban a la altura de los ferrocarriles europeos", aseguró el entonces jefe de Relaciones Institucionales de la operadora privada, Osvaldo Rossi.

FV JULIO EPU
LA PERLA LARGO

Estas contaban con aire acondicionado frío-calor, cafetería propia, mú­si­ca fun­cio­nal y teléfonos fijos en los asientos reclinables, algo totalmente adelantado a la época, mientras que su capacidad era de 120 pasajeros que debían ir sí o sí sentados.

image.png
Un diferencial del Tren Sarmiento volviendo de Puerto Madero hacia Castelar.

Un diferencial del Tren Sarmiento volviendo de Puerto Madero hacia Castelar.

El diferencial a Puerto Madero sirvió como una gran alternativa para quienes venían desde el Oeste hasta el Microcentro. La cabecera capitalina, ubicada en el cruce de las calles Moreau de Justo y Güemes, permitía unir con facilidad el Conurbano con la Ciudad Autónoma de Buenos Aires (CABA). Además de las dos terminales, contó con dos paradas intermedias en Ramos Mejía y Haedo y tardaba media hora en hacer 30 kilómetros.

Su frecuencia era de 12 recorridos por día de lunes a viernes, seis de ida y seis de vuelta, la cantidad de usuarios estimada por TBA era de mil por jornada y no solo ayudaba a descomprimir el flujo de pasajeros al Sarmiento, sino también al Subte A. A su vez, la compañía tenía previsto extender este servicio hasta Retiro para empalmarlo con el Mitre.

image.png

Como a todos los argentinos, la crisis del 2001 golpeó muy fuerte al ramal cuando recién iba tomando velocidad. La cafetería, telefonía, la música y todas las ostentosas comodidades fueron suprimidas. Posteriormente, entre el 17 de junio y el 17 de agosto de 2004 el ramal se suspendió para reemplazar los vagones, pero apenas cuatro años más tarde llegaron los verdaderos problemas.

Para fines de 2008, el diferencial tenía 70 mil boletos vendidos en el curso, más que nunca en su breve historia. Sin embargo, el 1 de diciembre la compañía ferroviaria decidió interrumpirlo por tres meses debido a la necesidad de efectuar "tareas de mantenimiento" en el túnel, que tenía serios problemas de filtración del agua de lluvia, además de que el 29 de agosto de ese año y el 20 de noviembre de 2007 se produjeron dos pequeños incendios en dos de sus formaciones.

image.png

Al cumplirse el plazo estipulado por TBA, los usuarios esperaban ansiosos la vuelta del ramal, aunque eso jamás se concretó. Los servicios de atención daban la misma respuesta una y otra vez: “No tenemos precisiones al respecto”.

El tiempo pasó y pasó. Las vías seguían vacías y los pasajeros fueron perdiendo la esperanza de a poco. Las semanas se convirtieron en años y, después de la Tragedia de Once y la disolución de la operadora, el diferencial a Puerto Madero pasó a la historia.