Actualidad Villa Sarmiento | boliche | Morón

Villa Sarmiento: largas filas para tener un "código de iris"

Personas de todas las edades se convocaron este finde para generar un código numérico único en el popular boliche de Villa Sarmiento. Los detalles del proceso.

A lo largo de los últimos días de 2023, una gran cantidad de personas de todas las edades se acercaron hasta el popular boliche Pinar de Rocha, el cual se ubica en la localidad de Villa Sarmiento y al este del partido de Morón, lo que generó la intriga de los vecinos.

Sin embargo, luego se esclareció el propósito de los más de 500 mil hombres y mujeres que hacían interminables filas para ingresar al local bailable situado sobre la calle Segunda Rivadavia al Av. Rivadavia 14.777, entre Brasil y Rivera Indarte y a metros de la triple frontera con las ciudades de Haedo y Ramos Mejía (La Matanza).

image.png
Una de las filas para ingresar a Pinar de Rocha en Villa Sarmiento.

Una de las filas para ingresar a Pinar de Rocha en Villa Sarmiento.

El objetivo era obtener una captura de alta resolución del iris y convertirla en un código numérico que demuestra que el individuo es un ser humano único: "Una vez creado, las imágenes se borran completamente por defecto. En ocasiones, las personas optan por guardar las imágenes, pero estas nunca se venden ni se utilizan con fines comerciales. No queremos saber quién es esa persona, sólo que es única".

FV JULIO EPU
LA PERLA LARGO

Esta iniciativa es llevada a cabo por la empresa Worldcoin, que creó su propia criptomoneda y fue fundada por laboratorio de investigación de inteligencia artificial OpenAI en 2019, aunque en la Argentina se convirtió en un gran furor durante la segunda parte del año pasado.

image.png

La dinámica consistía en hacer pasar de a varios grupos para realizar el escaneo en determinados horarios, llegando a crear colar de más de 200 metros en muy pocas horas que incluso debían ocupar la calle ya que el tamaño de la vereda no la soportaba.

Además del conocido comercio nocturno, otros espacios públicos y privados del Oeste recibieron a gente con el mismo propósito, lo cual generó todo tipo de reacciones en los frentistas de la zona.